España, campeona de Europa de balonmano

Los hispanos se alzan con este título por segunda vez consecutiva en una final ante Croacia tremendamente equilibrada y cargada de épica.

0
342
España, campeona de Europa de balonmano
Los hispanos celebran su victoria y se coronan bicampeones de Europa. / Foto: Twitter Real Federación Española de Balonmano.
Compártelo en las redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Redacción. Victoria de España sobre Croacia (22:20, 12:11 en el descanso) en el Tele2 Arena de Estocolmo, en la gran final del Campeonato de Europa de Austria, Noruega y Suecia 2020. España, de esta forma, escribe otra página de oro en la historia del balonmano español al conquistar su segundo título continental, obtener el billete directo para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, y romper con un registro de hace 18 años: es el primer equipo desde Suecia en 2002 que consigue revalidar el cetro en Europa.

Croacia se hacía con la delantera de inicio con tantos de Marić y Duvnjak, y Ferrán Solé era el encargado de estrenar el marcador español en el 3′ a pase de Daniel Sarmiento. El equipo dirigido por Lino Červar se manejaría con soltura en los primeros compases del choque, pero sin quitarse de encima a los Hispanos en ningún momento.

Daniel Sarmiento se iba a mostrar muy activo en esos primeros minutos, amparado por un gran Raúl Entrerríos, y eso permitía a los Hispanos responder una y otra vez a los tantos balcánicos. España, sin embargo, atravesaría por un primer momento crítico (7:10) entre el 12′ y el 18′, lapso temporal en el que Croacia acertaría a la hora de interpretar el 5-1 defensivo español, explotando la movilidad de Marino Marić a la espalda del centro de la zaga hispana.

Un partido complicado

Jordi Ribera optaría por detener el reloj en el 18′ y buscar alternativas: cerrar la defensa en el 6-0, dar salida a Jorge Maqueda en ataque y permutar a Gonzalo Pérez de Vargas por Rodrigo Corrales en portería. Y muy pronto descubrimos que el técnico de Sarrià de Ter iba a acertar, dado que el cancerbero toledano encadenaría cinco paradas consecutivas, y que el zurdo de Quero anotaría en sus primeras tres tentativas, posibilitando otra vez el equilibrio (10:10) en el luminoso.

Červar detenía el cronómetro en el 24′ y volvía a otorgar la portería a Šego, tras experimentar sin éxito con Ašanin, pero eso no frenaría al combinado español que disfrutaría de su primera ventaja en el 27′ con tanto de Joan Cañellas. Mandić acabaría con 11 minutos de sequía balcánica, pero el capitán Raúl Entrerríos bajaría el telón de la primera parte con un bello tanto en escorzo para adelantar a los suyos otra vez (12:11) antes del descanso.

El regreso a pista en el segundo acto nos ofrecía a un equipo español muy concentrado, castigando duramente el recurso de jugar sin portero de Červar. Aleix Gómez iba a anotar dos tantos de forma consecutiva desde su campo, lo que sumado a otro de Cañellas, confería a los Hispanos su mayor renta (16:12) del partido.

Mayor intensidad

Červar no tardaría en exigir a los suyos una mayor intensidad defensiva, y alentados por la multitud balcánica en el Tele2 Arena, Croacia emprendía la remontada, únicamente ralentizada por un excelso Gonzalo Pérez de Vargas. Particularmente bella iba a resultar una de sus paradas, a Marić en 6 metros, achicando espacio por todos lados hasta despejar el balón con la misma cabeza.

Jordi Ribera no tenía nada claro el desarrollo del partido, por lo que congelaría el reloj en el 43′ en busca de frenar (16:14) el avance balcánico. Croacia, sin embargo, no bajaría el ritmo y hacía efectivo el empate (18:18) en el 48′ con tanto de Marić. El partido prometía un final apretado, y eso atenazaría a ambos conjuntos durante cinco minutos de absoluta sequía.

Stepančić completaría la remontada (18:19) en el 53′ pero pronto Álex Dujshebaev forzaría un 7 metros que transformaría Aleix Gómez para empatar. Raúl Entrerríos tenía que abandonar la pista dos minutos en una jugada un tanto rigurosa, pero en ese momento se imponía la mayor compostura de los Hispanos con un Aleix Gómez tremendamente fino en la línea de 7 metros.

Gran final

Karačić se veía superado por las circunstancias y cometía un error impropio para un jugador de su categoría, lo que permitía a Álex Dujshebaev dar la puntilla a los balcánicos con un tanto soberbio bajo las piernas de Brozovic imposible para Šego, y que servía para bajar el telón de una final épica.

Victoria que permite a los Hispanos revalidar el título continental conquistado hace dos años en Zagreb, algo que ningún otro equipo había conseguido desde Suecia en 2002, y que otorga a los jugadores españoles el billete directo para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

España (22:20) Croacia

España (12+10)
Gonzalo Pérez de Vargas, Rodrigo Corrales; Jorge Maqueda (3), Ángel Fernández (1), Raúl Entrerríos (3), Álex Dujshebaev (1), Daniel Sarmiento (2), Julen Aginagalde (2), Ferrán Solé (1), Iosu Goñi (1), Adriá Figueras (1), Joan Cañellas (2), Viran Morros, Aleix Gómez (5), Aitor Ariño, Gedeón Guardiola

Croacia (11+9)
Marin Šego, Matej Ašanin; Marino Marić (3), Dumagoj Duvnjak (5), Matej Hrstic, Luka Stepančić (3), Zlatko Horvat (2), Josip Sarac, Igor Karačić (4), Željko Musa, Marko Mamić (1), Luka Cindrić, Ilija Brozović (1), Vlado Matanović, David Mandić (1), Marin Sipić

Marcador | 2:3, 4:5, 6:8, 8:10, 10:10 y 12:11; 14:12, 16:14, 17:15, 18:18, 19:19 y 22:20

Fuente: Real Federación Española de Balonmano

Compártelo en las redes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here