Nuevos estudios identifican 4 consejos básicos para superar la Universidad con éxito

El aprendizaje y mejora del idioma inglés se reconoce como un pilar fundamental.

Estudiantes en las aulas.

Redacción. El paso del Instituto a la Universidad es un gran cambio. En muchas ocasiones, se desconoce la fisonomía de la Universidad y muchos alumnos se pierden entre sus estructuras, normativas y metodologías de trabajo.

A menudo, el primer año de Universidad es el más difícil. Si bien las tasas de éxito del Bachillerato alcanzan niveles récord, en la Universidad estas cifras decaen de manera fulminante. Esto se evidencia en las últimas cifras reveladas por el Ministerio de Educación Superior e Investigación francés en agosto de 2014. Solo el 30% de los estudiantes validan su título en tres años y el 40% en cuatro años.

Según las cifras del ministerio, solo el 41% de los estudiantes primerizos se matriculan. Además, aproximadamente el 30% no se vuelve a matricular en la Universidad. Por lo tanto, durante este primer año se suele hacer una selección natural que por diversos motivos hace bajar el porcentaje de éxito.

Antes de enumerar los principales consejos para saldar con éxito el periplo universitario, se deja bien claro, en estos estudios, que la propia conducta del alumno y su capacidad proactiva es básica. En este sentido, por ejemplo, el aprendizaje y mejora del idioma inglés se reconoce como un pilar fundamental. Cada vez más estudiantes de Universidad intentan pulir su inglés, bien utilizando cursos o sirviéndose de plataformas que ayuden a buscar diferentes tipos de clases particulares específicas como clases de inglés en Barcelona con un profesor particular o clases de inglés online.

Así pues, todo buen alumno debería de afrontar la Universidad con estos consejos en su mente:

• Organización. Es un hecho, para tener éxito en la Universidad se debe ser organizado. Para hacer esto, se tiene que ir a clase con continuidad y tomar apuntes con regularidad. Algunos optan por el método tradicional del papel, lo que requiere de una buena clasificación en carpetas. El formato digital necesita, también, de una clara organización funcional.

• Asistencia. La falta de asistencia es siempre un punto negro en la ficha de los alumnos universitarios. Incluso si las clases no son obligatorias, se recomienda encarecidamente acudir. Ir a clase permite almacenar más conocimiento, además de ser una forma natural de entender la asignatura. El mayor porcentaje de dudas se aclaran en las clases y no en una cafetería.

• Haz tu trabajo. Diferentes asignaturas evalúan parte de sus trimestres con trabajos o tareas. Los profesores universitarios dan por sentado la responsabilidad de los estudiantes. Las faltas en los trabajos, los retrasos, etc… no ayudarán en nada hacia el camino del éxito.

• Preparación de los exámenes. Si bien en la etapa de secundaria los controles o exámenes son muy periódicos, en la Universidad las pruebas son trimestrales, semestrales o anuales. La cantidad de información y trabajo es muy grande como para dejarlo todo para última hora. La preparación de exámenes universitarios es una carrera de fondo que comienza el primer día y termina el día del examen.

La Universidad no espera por nadie ni entiende más allá del rendimiento del alumno. Debe ser considerado como un trabajo al que hay que dedicar sus días y sus horas. En caso contrario puede volverse una carga muy pesada imposible de controlar.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.