Casinos online en vivo: tecnología y tradición

Se trata de juegos que están coordinados por crupieres de carne y hueso con los que puedes interactuar gracias a una suerte de videoconferencia.

Redacción. Hay veces en que los casinos en línea dejan al jugador con un regusto de soledad. Sí, los juegos son divertidos y la posibilidad de ganar dinero siempre atrae; pero a veces se echa de menos un poco de calidez humana que sustituya a la frialdad de los generadores automáticos de números.

Es ahí donde encuentran su nicho los juegos de casino en vivo. Se trata de juegos que están coordinados por crupieres de carne y hueso a los que puedes ver y con los que puedes hablar gracias a una suerte de videoconferencia. Esta modalidad de juegos se ofrece sobre todo para juegos de mesa, como la ruleta, el blackjack, el póker, etcétera. Es lo más parecido a jugar en un casino real desde la comodidad de tu propia casa, con todas las ventajas de los casinos en línea.

Los crupieres, además, varían dependiendo del casino. Lo cierto es que siempre son muy serios y profesionales; pero su apariencia puede variar. Hay casinos que ofrecen crupieres mujeres muy atractivas o con disfraces temáticos. Los bonos también varían para este tipo de juegos, dado que muchos casinos cuentan con bonos especiales para los jugadores que opten por los juegos en vivo. Estos bonos se pueden consultar en las páginas principales de los casinos o en sitios web que recogen información general y tablas comparativas sobre distintos casinos, como es el casino de OnlineCasinoReports.

También es posible disfrutar de estos juegos desde los dispositivos móviles, como smartphones y tablets. La posibilidad estar ahí y el hecho de poder jugar desde cualquier sitio y en cualquier momento resulta muy cómodo; sin embargo, muchos expertos recomiendan limitarse a jugar a los juegos en vivo desde el ordenador. Los motivos son simples: el consumo de datos de estos juegos suele ser muy alto, con lo que corremos el riesgo de quedarnos sin datos en nuestra tarifa móvil, o de que el vídeo se vea muy lento al no poder cargarse como debiera. Además, el tamaño de la pantalla también supone un obstáculo a la hora de apreciar los detalles tan minuciosos que tienen estos juegos.

Como ves, puede que pienses que los casinos en línea no son lo tuyo, pero lo cierto es que son todo un mundo. Los juegos en vivo no tienen absolutamente nada que ver con las tragaperras, son un tema completamente diferente, y puede que, si lo que valoras es el contacto humano, esto sea exactamente lo que estás buscando.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.