Las manualidades representan una actividad divertida y educativa que se puede compartir en familia y con múltiples beneficios para los niños

El tiempo de calidad con los niños es mucho más importante que cualquier videojuego con el que puedan entretenerse, y representa un momento familiar ideal para desarrollar mejores relaciones familiares.

Las manualidades desarrollan la imaginación de los niños. / Foto: https://pixabay.com/es/arte-pintar-pintura-t%C3
Las manualidades desarrollan la imaginación de los niños. / Foto: https://pixabay.com/es/arte-pintar-pintura-t%C3%A9mpera-423530/

Redacción. Es una manera divertida de pasar tiempo de calidad y enseñarles un par de cosas acerca del reciclaje y la importancia de la naturaleza en nuestro día a día. El tiempo de calidad con los niños es mucho más importante que cualquier videojuego o juego online con el que puedan entretenerse, y representa un momento familiar ideal para desarrollar mejores relaciones familiares.

Existen innumerables ejemplos de manualidades para niños que podemos realizar junto a ellos, sin necesidad de gastar mucho dinero y utilizando elementos que podemos obtener de la naturaleza como rocas, piñas caídas, nueces, hoja de árboles, entre otras. Incluso existen tiendas online especializadas como Dideco, en las que puedes conseguir todo lo necesario para pasar un buen rato con ellos con mucha facilidad.

En líneas generales, las manualidades desarrollan la creatividad de los niños, sus habilidades intelectuales, destrezas sociales y unión familiar. Es sumamente importante encontrar el tiempo para hacer estas actividades al menos una vez por semana, sin importar la dificultad de las mismas, el punto esencial gira en torno al tiempo compartido.

Con algunas castañas seremos capaces de realizar collares, que pueden usar o regalar bien sea el caso. También, haciendo uso de palillos pueden crearse figuras como: animales, casas, coches, sillas, que pueden pintarse y decorarse a su gusto. De igual forma aprovechar un día de verano para  hacer una pequeña excursión, donde puedan recoger piedras de distintas formas y tamaños que posteriormente se aprovechen para hacer manualidades, forma un evento de dos locaciones y que la mayoría de los niños disfrutarán.

Es también importante determinar qué tipo de actividades funcionarían en vuestro caso, pues cada niño tiene gustos particulares. Algunos disfrutan la pintura, construcción o dibujo, otros por el contrario, encuentran mayor entretenimiento en la cocina, excursiones o búsqueda del tesoro, por mencionar algunos.

Otra actividad que resulta positiva para el entretenimiento y potenciar el interés ecológico en los niños, es animarlos a crear un pequeño cultivos de legumbres. Es importante hacer un seguimiento de la actividad diariamente, con la finalidad de que el niño pueda observar los frutos de su trabajo, y apreciar la importancia del cultivo y cuidado de las plantas.

En el mismo ánimo del reciclaje, existen elementos que tendemos a desechar en nuestro hogar que pueden servir para crear un pequeño “taller de manualidades” junto a los niños, vienen muy bien botellas vacías, periódicos viejos, revistas, cajas de cartón, telas viejas, entre otros.

 

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.