La inversión en centros comerciales en España supera los 1.800 millones en 2015

El segmento de 'retail', que incluye centros comerciales y locales en calle, se mantiene como uno de los principales dinamizadores de la actividad transaccional inmobiliaria no residencial.

Están previstas nuevas aperturas de centros comerciales en España.
Están previstas nuevas aperturas de centros comerciales en España.

Europa Press. La inversión en centros comerciales en España se ha situado en los 1.800 millones de euros en 2015, según el análisis llevado a cabo desde el área de Financial Advisory de la consultora Deloitte.

En concreto, el segmento de ‘retail’, que incluye centros comerciales y locales en calle, se mantiene como uno de los principales dinamizadores de la actividad transaccional inmobiliaria no residencial, representando el 28% de este tipo de inversión en España el pasado ejercicio.

Respecto al segmento de centros comerciales existe un ‘pipeline’, proyectos cuyos propietarios tienen interés de desinvertir en los próximos meses, de una superficie alquilable de 2,2 millones de metros cuadrados que están valorados en cerca de los 3.300 millones de euros. De esta cantidad, se estima que al menos 500 millones se materialicen durante el primer semestre del 2016.

La consultora ha subrayado que la disminución progresiva de la prima de riesgo, la recuperación del consumo, la reactivación del mercado de financiación y la llegada de nuevos actores como las Socimi son los principales motivos del ajuste de la rentabilidad media exigida por los inversores para estos activos inmobiliarios, que han alcanzado revalorizaciones de más del 20% en menos de dos años.

En el primer semestre de 2015, al menos el 16% del volumen transaccionado en ‘retail’ se hizo por debajo del coste de reposición. Así, respecto al perfil de comprador se observa un efecto sustitución, ya que el inversor de la tipología ‘private equity’ pasa de tener un peso del 43% del volumen transaccionado en 2012 a tan sólo un 21% en 2015.

Sin embargo, se espera que el ‘private equity’ Real Estate siga teniendo una cierta actividad inversora debido al relevante número de proyectos de riesgo de negocio elevado (25 proyectos que tienen un valor estimado de 500 millones de euros) que continúan en el mercado buscando una salida para reposicionarse y afrontar el próximo ciclo.

Por otro lado, la banca nacional ha relevado a los fondos de deuda internacionales como los financiadores clave del sector. Las condiciones de financiación se flexibilizan como consecuencia de la valoración de los inmuebles y las perspectivas de mejora de la coyuntura macroeconómica para 2016.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.