La Cumbre de los Nobel de la Paz 2015 en Barcelona debate la necesidad de negociar con Estado Islámico

El Manifiesto de Conclusiones pide "humanidad y solidaridad" por las víctimas de Siria, Iraq o Yemen igual que por las de París.

Cumbre de los Nobel de la Paz. / Foto: Europa Press.
Cumbre de los Nobel de la Paz. / Foto: Europa Press.

Europa Press. La Cumbre de los Laureados del Nobel de la Paz 2015 ha terminado este 15 de noviembre con una conferencia en la que se han debatido las necesidades de acoger a los refugiados y negociar con Estado Islámico, además de celebrarse el acto de clausura, la entrega de premios y la presentación del documento de conclusiones finales realizado por los Nobel de la Paz que han asistido.

El premio Nobel sudafricano 1993, Frederik Willem de Klerk, ha asegurado que es esencial considerar a todos los refugiados como auténticos refugiados para garantizar todos sus derechos, y ha añadido que es necesario registrar adecuadamente los refugiados para “evitar que entren terroristas”.

Por su parte, la premio Nobel 1975, Mairead Maguire, ha dicho que “es necesario acoger a los refugiados con compasión y amor”, y ha afirmado que todos los países deben ayudar en esta misión, y ha citado a los Estados Unidos, Canadá y Sur-áfrica para valorar que también deberían colaborar en la acogida de refugiados que llegan a Europa.

Además, la premio Nobel británica ha defendido el sentido de los procesos de paz: “Empiecen procesos de paz, sirven”, ha aseverado, y ha pedido que se hable con Estado Islámico para encontrar soluciones, y ha apelado al proceso de paz en Irlanda y las conversaciones que se llevaron con IRA.

Por otra parte, el representante del Panel Intergobernamental sobre el Cambio Climático, Carlos Martín-Novella, ha pedido un “esfuerzo común” de los Estados miembros de la Unión Europea (UE), los ciudadanos y las grandes empresas, que a su juicio tienen mucho poder para actuar ante este conflicto internacional.

Manifiesto de conclusiones. En representación de los Nobel, la ganadora del premio en 1997, Jody Williams, ha expresado su conmoción y solidaridad hacia los refugiados y las víctimas de los atentados en París, que según ella “han marcado esta edición”.

Durante ésta cumbre, los participantes en las conferencias y talleres han reflexionado sobre los proceses de paz en el contexto actual, con especial énfasis a la crisis de los refugiados y los atentados en París.

Williams ha declarado que si se tiene “humanidad y solidaridad” con los que han muerto en París, también se debe mostrar la misma humanidad y solidaridad con los muertos en Iraq, Yemen, Siria y el resto de países en conflicto, y ha afirmado que no se puede permitir que ocurra lo ocurrido en ningún sitio.

“Las consecuencias de la militarización, el nacionalismo extremo y los intereses económicos” en determinados países son el problema, ha destacado Williams, y ha transmitido que los premios Nobel sienten preocupación por la corrupción y el aumento de las desigualdades.

Además, ha asegurado que el cambio climático pone en riesgo la vida de muchas comunidades humanas, por lo que esperan que los agentes internacionales puedan cumplir los compromisos tomados en éste tema, y ha hecho un llamamiento a los jóvenes a implicarse en su futuro: “Tomen parte”.

Finalmente, los Laureados con un Novel de la Paz han exigido a la comunidad internacional que garantice los derechos humanos fundamentales y el cumplimiento de la ley hacia los refugiados, y que garanticen la educación a los niños y niñas que están inmigrando desde todas partes del mundo.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.