Los ganadores del Premio Nacional de Diseño sitúan el diseño como eje para ganar calidad y proyección internacional

Javier Marset y Jaime Moreno abogan por tener una mayor cultura empresarial, empezando también desde la escuela.

Premio Nacional de Diseño. / Foto: Jara Varela
Marset Iluminación destaca por su diseño. / Foto: Jara Varela

Europa Press. Los ganadores del Premio Nacional de Diseño 2015, el fundador de Mormedi, Jaime Moreno; y la empresa Marset Iluminación, representada por su presidente Javier Marset, han situado el diseño como un elemento prioritario para mejorar la calidad de los productos y servicios de España, y conseguir así más presencia internacional.

Jaime Moreno ha asegurado que España es un país “altamente creativo” y que debe venderse mejor al exterior como lo han hecho otros países como Gran Bretaña, Francia, Alemania y el norte de Europa.

Además, ha considerado que uno de los problemas es que las empresas invierten poco en I+D, lo que ha asegurado que no es un problema de ayudas públicas, sino de cultura empresarial que debe trabajarse.

La Secretaría de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación del Ministerio de Economía y Competitividad ha reconocido a Moreno por su visión creativa e innovadora especializada en el diseño de productos industriales orientados al usuario que, a través del diseño, “aporta un valor comercial y al mismo tiempo una mejora en la calidad de vida de las personas”.

Mormedi es un pequeño estudio de diseño madrileño, con una plantilla de 16 personas, dedicado al diseño de producto industrial, que factura un 70% en el exterior –principalmente en Asia, Europa y menos en Estados Unidos–, un porcentaje que ha disminuido en los últimos dos años porque los proyectos en España se han reactivado.

Moreno ha destacado que Mormedi es líder en España en facturación -alrededor de dos millones de euros-, premios internacionales y exportación, y que el objetivo es convertirse en una de las cinco principales empresas europeas en el diseño industrial.

Nuestro reto es ser referentes no sólo en España, sino también en Europa, y el objetivo es doblar o triplicar la facturación en los próximos tres años”, ha explicado.

Ha afirmado que los premios dan mucha reputación, y ha destacado que el Premio Nacional de Diseño es un “orgullo” porque pone en valor una trayectoria profesional y no un producto concreto, y ha considerado que ayudará a dar valor al sector del diseño industrial, ya que hasta ahora solo ha habido tres diseñadores de este campo premiados con este galardón.

Excelencia. El presidente de la empresa barcelonesa de diseño de lámparas Marset Iluminación, Javier Marset, ha destacado que el diseño es esencial para la calidad de un producto o un servicio: “es un ingrediente más para conseguir la excelencia”.

Ha considerado que los países escandinavos son el referente a seguir, y ha afirmado que su excelencia es consecuencia de apostar por la creatividad desde la escuela, lo que ha manifestado que se debería hacer también en España.

“Habría que apostar por sacar lo máximo de los jóvenes en creatividad e innovación”, ha afirmado, y ha argumentado que esto tendría efectos positivos en los próximos años.

Ha considerado que el diseño tiene que estar intrínseco en la filosofía de la empresa, igual que la presencia internacional; Marset exporta más del 80% de su facturación, que actualmente se sitúa en torno a los 10 millones de euros.

Marset ha destacado que el Premio Nacional de Diseño refuerza la imagen de marca y la reputación de la empresa de cara a los clientes nacionales.

La empresa barcelonesa ha sido reconocida con este galardón por el “crecimiento excepcional” de la compañía en los últimos años, su fuerte cuota de exportación y la calidad de sus diferentes colecciones.

Proyectos. Entre los productos más destacados de Marset figura la lámpara de exterior ‘Santorini’, diseñada por Sputnik Estudio e inspirada en los fanales de los barcos de pesca; la lámpara de sobremesa ‘FollowMe’, recargable y portátil, diseñada por Inma Bermúdez; y la lámpara de suspensión ‘Discocó’, diseñada por Christophe Mathieu.

En cuanto a los principales proyectos de Jaime Moreno, destacan ‘Super First Class’ para el avión Airbus A380, un área destinada a los clientes más exclusivos; el diseño del interior y exterior del autobús híbrido Tempus, y el proyecto ‘Enest’, un dispositivo de seguridad personal móvil que garantiza la seguridad las 24 horas del día a niños, adolescentes, adultos y mayores.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.