Dos trabajos del CSIC sobre rapaces, reconocidos con el primer y segundo premio Watson Raptor Science 2015

Fabrizio Sergio y Miguel Ferrer, ambos investigadores en la Estación Biológica de Doñana, recogerán el galardón en la ciudad escocesa de Dalry el próximo mes de septiembre.

El segundo fin de semana de mayo se celebra el Día Internacional de las Aves Migratorias. / Foto: www.fundacionmigres.org
El seg. / Foto: www.fundacionmigres.org

Europa Press. Dos trabajos realizados por investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) en la Estación Biológica de Doñana han recibido el primer y segundo premio Watson Raptor Science 2015 por sus investigaciones sobre rapaces.

El galardón, creado en memoria de los ornitólogos escoceses Donald y Jeff Watson, concede anualmente dos premios a los mejores artículos científicos sobre ecología de aves de presa realizados en Europa y publicados en revistas científicas internacionales.

El investigador Fabrizio Sergio y sus colaboradores han obtenido el primer premio de la edición de este año. Sergio, biólogo y profesor de investigación del CSIC en la Estación Biológica de Doñana, ha sido reconocido por una investigación publicada en la revista Nature en 2014 que profundiza en el conocimiento de la biología migratoria de las aves rapaces, muchos de cuyos aspectos resultan clave en procesos de biología evolutiva y conservación.

Milano.
Milano.

En este trabajo, los investigadores aplicaron transmisores vía satélite miniaturizados a 92 ejemplares de milano negro (Milvus migrans), un ave rapaz que alcanza los 27 años de edad. El seguimiento se efectuó durante 364 viajes migratorios.

“Pudimos comprobar cómo la habilidad para viajar entre Europa, donde esta rapaz cría, y África, donde pasa los inviernos, mejora progresivamente con la edad, especialmente durante los primeros siete años de vida. La mejora de las capacidades migratorias de las aves a lo largo de su vida es resultado de la muerte de los individuos con menores habilidades migratorias, que acaban desapareciendo de la población”, explica el investigador del CSIC.

Según apunta el CSIC, comprender cómo el cambio climático y la acción humana pueden afectar a la migración de los ejemplares más jóvenes podría ser la clave para pronosticar futuros impactos sobre muchas especies migratorias amenazadas.

Por su parte, el investigador del CSIC Miguel Ferrer y sus colaboradores han obtenido el segundo premio Watson Raptor Science 2015 por un trabajo sobre cómo optimizar los proyectos de reintroducción de rapaces. Las conclusiones de este trabajo fueron publicadas en la revista Journal of Applied Ecology.

Ferrer, profesor de investigación de la Estación Biológica de Doñana, que actualmente dirige la delegación del CSIC en Andalucía y preside la Fundación Migres, ya fue distinguido con el primer premio Watson Raptor Science por otro artículo en 2013. “La biodiversidad es algo que podemos recuperar con el nivel actual de conocimientos científicos, y además podemos hacerlo de forma eficiente, segura y a bajo coste”, declara.

En su estudio, emplearon modelos matemáticos de simulación de poblaciones para analizar los escenarios posibles y óptimos para proyectos de recuperación de poblaciones extinguidas. Concretamente, utilizaron el quebrantahuesos, un buitre que habita el Pirineo, como modelo de estudio, pero las conclusiones son aplicables a un elevado número de especies.

“Liberar el mayor número de ejemplares posibles en el menor número de años resultó lo más seguro para tener éxito, lo menos dañino para las poblaciones donantes de ejemplares y, además, lo más barato”, afirma el investigador. Tanto Sergio como Ferrer recogerán el premio en la ciudad escocesa de Dalry el próximo mes de septiembre.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.