Desarticulada una organización criminal dedicada a robar en viviendas y establecimientos hosteleros

Se han podido esclarecer 75 hechos delictivos cometidos en las provincias de Valencia, Castellón y Teruel y en los que los implicados llegaron a sustraer efectivos por valor de 250.000 euros.

La Guardia Civil desarticula una organización criminal dedicada a cometer robos en viviendas y establecimientos hosteleros.
Material confiscado por la Guardia Civil.

Redacción. La Guardia Civil en el marco de la operación “GROC”, desarrollada en Valencia, ha procedido a la detención de 10 personas pertenecientes a una organización criminal dedicada a cometer robos en viviendas y establecimientos hosteleros de Teruel, Castellón y Valencia llegando a sustraer efectos por un valor de 250.000 euros.

En la operación se han practicado 5 registros en diferentes viviendas de la localidad de Sagunto (Valencia), donde se han intervenido teléfonos móviles, televisores, DVDs, 6 kilogramos de marihuana, una escopeta y diversas herramientas utilizadas para cometer los robos.

Hasta el momento se han podido esclarecer 75 hechos delictivos cometidos por esta organización criminal en las provincias de Valencia, Castellón y Teruel.

La operación se inició en enero del pasado año cuando la Guardia Civil venía investigando una serie de robos cometidos en viviendas ubicadas en distintas localidades de la comarca del Camp de Morvedre (Valencia).

Por tal motivo, los agentes establecieron un dispositivo de identificación y localización de estas personas dando como resultado la detención de 10 integrantes de la red en la localidad de Sagunto (Valencia), ocho varones y dos mujeres, todos ellos de nacionalidad española, y de edades comprendidas entre los 19 y los 54 años, como presuntos autores de delitos de pertenencia a organización criminal, robo con fuerza, simulación de delito, tenencia ilícita de armas, así como elaboración y cultivo de sustancias estupefacientes.

Para cometer los robos en los establecimientos hosteleros la organización realizaba previamente un estudio del lugar donde iban a cometer el hecho delictivo. Posteriormente, accedían a los locales por la noche utilizando gatos hidráulicos para forzar las persianas metálicas de acceso o las rejas de las ventanas. Una vez en el interior, utilizaban palancas (patas de cabra), para violentar las máquinas recreativas y de tabaco y sustraer la recaudación de las mismas.

Asimismo, para cometer los robos en las viviendas actuaban de una forma muy similar al de los establecimientos hosteleros. Una vez en el interior sustraían los objetos de valor tales como joyas, dinero en efectivo, televisores, ordenadores, teléfonos móviles, cámaras de fotos, etc.

El valor de los objetos sustraídos en los robos asciende a cerca de 250.000 euros, siendo los daños materiales ocasionados en las comisiones de estos robos cercano a los 140.000 euros.

La operación ha sido llevada a cabo por el Área de Investigación de la Guardia Civil de Sagunto (Valencia). Las diligencias han pasado a disposición del Juzgado de Instrucción nº 1 de Sagunto (Valencia).

Para más información pueden llamar a la Oficina Periférica de Comunicación (OPC), de la Guardia Civil de Valencia, al teléfono 963 174 660, Ext. 379.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.