Más allá de mares y fronteras

Hay una sensibilidad especial para mirar más allá del “nosotros” y así adentrarse en el mundo de lo más universal.

José Mora Galiana. Desde finales de marzo, una serie de hechos han ido trenzando lazos humanos que, más allá de mares y fronteras, se concretan hoy, “jueves santo” de abril primaveral e intenso, en exigencia comunitaria de solidaridad.

Es verdad que hay muchas necesidades básicas entre nosotros, y comedores abiertos a multitud de personas, que revelan escasez y carencias sociales de primer orden, pero también es verdad que hay una sensibilidad especial para mirar más allá del “nosotros” y así adentrarse en el mundo de lo más universal y de lo más necesario en nuestra Casa Común que es la Tierra.

En efecto, el día 26 de marzo, jueves, hace justo una semana, se concedían en Sevilla los “Premios Andalucía sobre Migraciones”, correspondientes al año 2014. Se celebró, sin mayor trascendencia mediática, la XI edición de este tipo de premios. Se recordó en comunicación a “africanos muertos en el jardín de Europa”; se premió la producción artística de fotogramas de Gloria Lomas; el programa educativo del Colegio Santa Cristina que actúa ejemplarmente en el Distrito Norte de Granada; y la sensibilización social e intercultural llevada a cabo por Codenaf en pequeñas y medianas empresas de Almería y Sevilla. Finalmente tuvo mención especial el trabajo realizado en Lepe (Huelva) por parte del profesor José Carlos Belmonte por su iniciativa “sones del mundo”. Allí en Lepe, precisamente, Fecons gestiona, con la ayuda de Cáritas, organismos públicos y empresas, un Comedor Social para unas 140 personas inmigrantes.

El 27, “viernes de dolores”, en un pueblo en la linde con el alto Alentejo de Portugal, en Rosal de la Frontera, donde en tiempos estuviera encarcelado Miguel Hernández, un grupo de escritores rindieron homenaje al poeta “con amor y con fuego, / con paz y derechos, sin alambradas”.

El sábado, 28, en el Palacio de los Marqueses de la Algaba, justo detrás del Mercado que da a la famosa calle Feria de Sevilla, un nutrido grupo de jóvenes, mujeres y hombres, plasmaron en su disertación y en sus fotografías filosóficas, la tensión y el dinamismo entre Naturaleza y Cultura, con títulos sugerentes sobre la exigencia del compartir, la generación nihilista, y la persona y el arte, o sobre si encarcelamos a la Naturaleza, si el amor es nuestro símbolo distintivo, y si la naturaleza –enmarcada por el hombre- se hace paisaje.

Después, la sorpresa ha venido allende los mares, desde Guatemala, desde una parroquia, Nuestra Señora de las Victorias. En aquellas comunidades periféricas de la Capital, es ya una tradición el trabajo en equipo, la defensa de los derechos – incluido el de la tierra de las familias campesinas-, el acompañamiento integral en salud, educación y servicios sociales, y la defensa de la mujer contra todo tipo de violencia.

Muy positiva la colaboración de la Universidad de San Carlos de Guatemala (Universidad Nacional). La primera colaboración data de 2012, por medio de estudiantes de psicología, después, en 2013, se sumaron estudiantes de pedagogía, y a partir de 2014 se cuenta con la colaboración de Trabajo Social. Se garantiza así un tiempo de Ejercicio Profesional Supervisado (EPS) en beneficio de la población de las zonas 1 y 6 de Barrancos.

El año pasado, gracias a una aportación de arroceros de Doñana, se pudo respaldar esta iniciativa de intervención social por medio de Iesmalá. Este año volvemos a contar con 3.000 euros pero, al tratarse de una Parroquia, no se puede solicitar ayuda en convocatoria pública. En una población de unos 15.000 habitantes, con un 60% de personas que subsisten en condiciones de marginalidad, qué menos que garantizar un trabajo de intervención social, con un mínimo de medios y de personal en torno a una Trabajadora Social bien formada, y conocedora del lugar. ¿Qué piden? Muy poco para las cifras que se manejan por estos lares. El párroco, miembro del Iemen, de Misiones Extranjeras, considera que con 12.000 euros puede hacer frente a los trabajos de una anualidad.

No estaría nada mal, y sería una buena noticia, compartir más allá de mares y fronteras.



One Response to "Más allá de mares y fronteras"

  1. José Mora Galiana   abril 4, 2015 at 12:23 pm

    El encuentro que se produjo el sábado 28 de marzo, en el Palacio de los Marqueses de la Algaba se trataba de analizar los resultados la II Olimpiada Filosófica de Andalucía.

    Hoy, “sábado santo”, un día primaveral de abril, la vida y el asesinato del indefenso Jesús de Nazaret, sus dichos y hechos, siguen siendo un referente para la Comunidad Humana. Mañana, domingo, se celebra el triunfo de su filosofía de fraternidad, de amor, de no discriminación, y de paz y justicia en pro de los más desfavorecidos.

    Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.