‘El francotirador’, defender lo indefendible

Clint Eastwood presenta en esta película Escenas de acción muy bien rodadas, pero desde una visión interesada de la guerra y el patriotismo americano.

Ilustración de 'El francotirador'.
Ilustración de ‘El francotirador’.

Carlos Fernández / @karlos686. Clint Eastwood no volverá a hacer una buena película, debemos asumirlo y dejar de hacernos esperanzas al leer su nombre en un tráiler, cartel o crítica. El francotirador, o American sniper en inglés, supone un clarísimo ejemplo de película que honra a un personaje que no merece ser honrado como lo es en esta película.

La paranoia americana con el 11-S, visto casi de forma satírica en una escena de esta película, o la lucha que parece tener EE.UU. por crear fanáticos del patriotismo se ve transparente en una película que hace algo muy fácil para cualquier película bélica, mostrar solo un bando y decir al espectador: “este es bueno y esto malo”. ¿Quién es bueno y malo o quién se cree con derecho a decirlo? ¿EE.UU. o el señor Eastwood? Es muy fácil descontextualizar una situación y mostrar intensas escenas de acción, muy bien rodadas por cierto, para el goce del espectador, tratado en la sala como una oveja de rebaño.

Resulta cómico ver banderas, funerales militares, esposas lloricas… por todas partes intentando convencer al espectador de que todas las muertes ocurridas en Irak tendrán como resultado lo mencionado anteriormente y que por tanto merecerá la pena, una pena de muerte pero con honor ya que mueres por EE.UU. En pocas palabras: una falta de respeto total a la vida humana.

Una pena es que esta película, manipuladora, que casi parece hablar a favor de la guerra más que en contra de ella, haya sido nominada a seis Oscar, incluyendo mejor película y demás. “Dios, patria y familia” y nada más, eso es lo que quiere el protagonista de esta película, el cual ha matado a más de 160 personas como francotirador, lo que le convirtió en el hombre más letal de la Armada estadounidense. ¿Esto es digno de una película? ¿Es esta la idea de un patriota? Un asesino de niños y mujeres iraquíes sospechosos y el que más ha matado, y qué decir de que los asesinatos los lleva, como es natural en un francotirador, por la espalda… sin enfrentarse al enemigo como muchos que no fueran él habrían hecho y no veo a Clint Eastwood haciéndoles una película…

Más allá de mis opiniones personales frente a la ideología barata y maniquea de esta película, Eastwood no consigue transmitir nada más que un fiero pulso para dirigir secuencias de acción. La historia de amor cansa, el personaje principal me da pereza y la ideología me aterroriza.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.