Detenidas 12 personas en Alicante por distribuir pornografía infantil en Internet

La Policía Nacional ha localizado y arrestado a las personas implicadas en estas producciones que distribuían a través de la red.

La Policía ha conseguido detener a los implicados.
La Policía ha conseguido detener a los implicados.

Redacción. Agentes de la Policía Nacional han detenido en distintas localidades de la provincia de Alicante a 12 personas por tenencia y distribución de pornografía infantil. A uno de los arrestados se le ha intervenido material producido por él mismo, en el que se aprecia como abusó sexualmente de dos niñas de su entorno familiar. Otro de los detenidos se ofrecía en Internet como canguro para el cuidado de niños y trabajaba con menores como monitor de distintas actividades.

La operación policial se inició en febrero de 2014 como consecuencia de las labores de “ciberpatrullaje” realizadas por agentes especializados en la investigación de actividades relacionadas con la corrupción de menores. En concreto, se realizan rastreos sistemáticos de las redes de intercambio de archivos, con el objetivo de evitar la proliferación de pornografía infantil en Internet. Las avanzadas técnicas de investigación utilizadas por los policías en este campo permiten discriminar a los usuarios de este tipo de redes que consumen y distribuyen grandes cantidades de material de explotación sexual de menores.

Gracias a estas labores de búsqueda, se ha podido localizar y detener a 12 individuos en diferentes localidades de la provincia de Alicante. Entre los arrestados se encuentran monitores de tiempo libre, contables, profesores, obreros, camioneros e incluso un jubilado de 71 años. Además de los arrestos, se han practicado 14 registros domiciliarios que han permitido intervenir una gran cantidad de material informático y miles de archivos pornográficos con contenido sexual explícito protagonizados por menores.

Entre el material incautado destaca la existencia de varios archivos grabados por uno de los detenidos en su entorno más próximo. A este sujeto, además de la tenencia y distribución de pornografía infantil, se le imputó un delito de abusos sexuales a menores, debido a que se hallaron en sus equipos informáticos imágenes de sexo explícito de dos niñas familiares suyas. También se encontraron en su poder grabaciones con cámara oculta, realizadas en la vía pública, de menores a las que seguía para fotografiar distintas partes de su anatomía. Esta modalidad de imágenes, obtenidas sin que la víctima perciba que está siendo fotografiada, es conocida en Internet como “candid”.

A raíz del análisis del material intervenido, los agentes pudieron comprobar que otro de los detenidos era una groomer que se ofrecía por Internet como canguro para el cuidado de niños. Además se da la circunstancia de que este mismo individuo, trabajaba como monitor de distintas actividades dirigidas a menores. A todo lo anterior hay que sumar que trataba de contactar a través de la Red con menores, empleando técnicas de grooming, bajo distintas personalidades virtuales para ganarse la confianza de los niños y conseguir un acercamiento.

Este tipo de delincuentes van reduciendo sus relaciones sociales en el mundo real, creándose su mundo protagonizado por sus impulsos sexuales y debilitando sus barreras sociales, quedando fuera de control de agentes externos.

En los registros practicados se han intervenido 36 discos duros, ocho ordenadores portátiles, 19 pen-drive y 13 teléfonos móviles. Material que está siendo analizado por los ciberagentes con la finalidad de identificar y localizar a nuevas posibles víctimas de abusos o acoso sexual. La operación ha sido desarrollada por agentes del Grupo de Delitos tecnológicos de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Alicante y Unidad de Investigación Tecnológica de la Comisaría General de Policía Judicial.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.