El Tesoro convertirá las emisiones ligadas a inflación en subastas regulares en 2015

La entidad ha dado a conocer su estrategia para este año, en el que mantendrá la emisión de 55.000 millones de euros para asumir vencimientos de comunidades autónomas y entes locales.

La secretaria general del Tesoro, Rosa Sánchez-Yebra. / Foto: Europa Press.
La secretaria general del Tesoro, Rosa Sánchez-Yebra. / Foto: Europa Press.

Europa Press. La secretaria general del Tesoro, Rosa Sánchez-Yebra, ha asegurado que las emisiones ligadas a la inflación europea se incorporarán a las subastas regulares en 2015, con el objetivo de dotar de más liquidez a estas referencias y dar más acceso a los inversores a estos productos financieros.

En una rueda de prensa para presentar la estrategia del Tesoro para este año, Sánchez-Yebra ha explicado que la intención es hacer al menos una subasta de este tipo al trimestre, puesto que estas emisiones permiten diversificar la base de inversores de la deuda española.

Según ha explicado, en 2014 se adjudicaron sólo unos 12.000 millones en este tipo de referencias y ahora se ha optado por introducirlas en el programa de forma regular porque la demanda de los inversores es muy alta.

Preguntada por si la situación actual de los precios puede afectar a estas subastas, la secretaria general del Tesoro se ha limitado a considerar “bastante poco probable” la deflación porque el Banco Central Europeo (BCE) no parece que vaya a aceptar un escenario así. Además, ha recordado que estas referencias ofrecen grandes garantías a los inversores, que siempre van recuperar su inversión.

La financiación bruta del Tesoro en 2015 ascenderá a 239.369 millones de euros, de los que 141.996 millones se colocarán a medio y largo plazo, 264 millones menos que en 2014, y 97.323 millones en letras, unos 1.730 millones menos.

En términos netos, la emisión será de 55.000 millones de euros, una cifra similar a la de 2014 que incluye unos 8.000 millones para asumir las necesidades de financiación de las comunidades autónomas y las entidades locales que se adhieran a las medidas para mutualizar la deuda aprobadas a finales de 2014.

El resto, unos 184.369 millones, se destinará a las amortizaciones, 91.996 millones en el caso del medio y largo plazo (bonos y obligaciones), y 92.373 millones para las de las letras del Tesoro.

En 2015 no se modificará la pauta de las subastas ordinarias de bonos y obligaciones con cupón fijo, que tendrán lugar, como regla general, el primer y tercer jueves de cada mes.

Sin embargo, para ajustar la cantidad emitida a la demanda de la subasta, sí se empezará a usar de forma activa el rango de emisión, de forma que el volumen adjudicado en cada subasta se sitúe más cerca de la parte central del rango, en lugar de la parte alta, como se hacía hasta ahora.

Aún así, se aplicará cierta flexibilidad y se modulará la cantidad emitida hacia la parte más alta o más baja en función de los tipos de interés pujados y otras circunstancias de mercado o del programa de emisión del Tesoro.

Igual que otros años, se podrán convocar subastas especiales fuera del calendario habitual para dotar de liquidez a ciertas referencias y mejorar así el funcionamiento del mercado secundario.

Ministerio de Economía
Ministerio de Economía

Sindicaciones bancarias y colocaciones privadas. De la misma forma, se prevé la posibilidad de recurrir a sindicaciones bancarias para colocar la deuda, aunque las subastas seguirán siendo el principal método de emisión de deuda del Estado.

Asimismo, el organismo adscrito al Ministerio de Economía podrá emitir también deuda mediante colocaciones privadas en las que se emite un valor directamente a un inversor, en condiciones de coste favorables para el Tesoro.

Los objetivos del año 2015, según ha explicado Sánchez-Yebra, parten del cumplimiento exitoso de la estrategia en 2014. A su parecer, el año pasado el programa se cerró con mucho éxito al financiarse al menor coste de la historia y al alargar la vida media de la deuda.

Preguntada por los ahorros obtenidos por la evolución de los tipos de interés, ha reiterado que entre 2013 y 2014 el Tesoro se ha ahorrado más de 13.000 millones de euros en el pago de intereses, como ya dijo el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos.

Grecia y compra de deuda del BCE. Sobre las posibilidades de que la situación de Grecia afecte a la financiación de España en 2015, Sánchez-Yebra ha dicho que la estrategia del Tesoro siempre se plantea de forma “conservadora” y con capacidad para adaptarse a las condiciones del mercado en cada momento.

“Hasta ahora se ha cumplido con éxito incluso en escenarios complejos como los de 2012 y 2013”, ha señalado, tras recodar que el año 2015 se afronta en una situación “más favorable” tanto en los mercados como en cuanto al crecimiento. “No hay ninguna razón para pensar que vayamos a tener problemas”, ha añadido.

En la misma línea ha respondido al ser preguntada por cómo puede afectar a España la eventual compra de deuda por parte del BCE, al asegurar que el Tesoro español se adaptará a las circunstancia del mercado en cada momento, sin anticipar posibles situaciones futuras.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.