Desarticulado un grupo itinerante especializado en robos en viviendas y ‘cogotazos’

La Policía Nacional ha detenido a cuatro personas que habían actuado en las ciudades de Orense, Zamora, Toledo, Burgos, Torremolinos, Tordesillas y Valdepeñas.

Material recuperado por la Policía.
Material recuperado por la Policía.

Redacción. La Policía Nacional ha desarticulado un grupo itinerante especializado en robos en viviendas, hurtos, ‘cogotazos‘ (abordar por la espalda a personas que salen de un banco con dinero en efectivo) y otros delitos contra el patrimonio y ha detenido a cuatro personas, que actuaban en siete provincias a las que se desplazaban desde Madrid, donde tenían su base.

Según ha informado el Cuerpo Nacional de Policía, la investigación comenzó el pasado verano a raíz de varias denuncias de robos cometidos en distintos puntos del país, que los agentes conectaron con un grupo itinerante dedicado al robo con fuerza.

Así, se descubrió que el grupo operaba desde Madrid y que se desplazaba a otras provincias para cometer robos, sobre todo en viviendas, así como hurtos y atracos a representantes de joyerías y clientes de entidades bancarias mediante el método del ‘cogotazo’.

En sus atracos, los integrantes del grupo utilizaban también la técnica del ‘pinchazo’, que consiste en desinflar previamente uno de los neumáticos del coche de la víctima para tener la oportunidad de ofrecerse a repararlo ‘in situ’, distraer así su atención y apoderarse de los objetos de valor en el interior del vehículo.

100.000 euros de beneficio. Según la Policía, el grupo habría actuado en las ciudades de Orense, Zamora, Toledo, Burgos, Torremolinos (Málaga), Tordesillas (Valladolid) y Valdepeñas (Ciudad Real), entre otras, y de sus delitos habrían obtenido un beneficio superior a los 100.000 euros.

De hecho, a raíz de las detenciones los agentes efectuaron tres registros domiciliarios en la capital, en los que hallaron “numerosas joyas” valoradas en 70.000 euros y procedentes de un establecimiento de Torremolinos, a cuyo propietario maniataron, amordazaron y amenazaron con un arma de fuego.

En la operación han sido detenidos los cuatro líderes del grupo en Madrid, autores presuntamente de nueve asaltos a domicilios y que, según la Policía, adoptaban “constantes medidas de seguridad” como identidades falsas, para evitar ser localizados.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.