Un estudio ensalza la vinculación entre la participación de los padres y el éxito de la educación de sus hijos

El sentimiento de pertenencia al centro también influye de forma positiva sobre el rendimiento educativo del alumnado.

MªJosé del Jesús
Clases de secundaria

Redacción. El grado de participación de las familias en la formación académica de sus hijos está íntimamente relacionado con los resultados académicos que estos obtengan, según se pone de manifiesto en el estudio ‘La participación de las familias en la educación escolar’, presentado este miércoles en Valladolid.

Los presidentes de los consejos escolares del Estado, Francisco López, y de la Comunidad, Marino Arranz, han acompañado a la directora general de Innovación Educativa y Formación del Profesorado, Pilar González, en la presentación del estudio, que constituye una aproximación conceptual, normativa y empírica a esta temática.

‘La participación de las familias en la educación escolar’ es una obra colectiva, coordinada por María Castro y promovida por la Junta de Participación de los consejos escolares autonómicos y muestra cómo en cualquiera de las tres etapas educativas analizadas -Infantil, Primaria y Secundaria-, el factor que muestra mayor influencia positiva sobre el rendimiento educativo del alumnado es el sentimiento de pertenencia al centro.

En esta misma línea opera la percepción de un clima educativo familiar supervisado, aunque con menor influencia que el sentimiento de pertenencia y con desigual impacto según el nivel educativo, aunque es especialmente importante en Educación Infantil.

“Se puede también vincular a este ambiente familiar de supervisión la influencia claramente positiva de la ayuda en casa con las tareas escolares, cuyo impacto en Educación Primaria es alto, y lo es aún más en Educación Secundaria Obligatoria”, especifica el texto.

Asimismo, el documento señala que el perfil de participación de los padres muestra dos tipos “claramente definidos”: el primero corresponde a familias que muestran una alta implicación en el ámbito escolar, que mantienen una comunicación frecuente con el centro, que presentan un mayor sentido de pertenencia al mismo y que exponen un mayor interés en la formación de sus hijos; y el segundo corresponde a padres con una participación meramente formal, menor sentimiento de pertenencia al centro y con una comunicación menos fluida con sus hijos.

“Por ello, el estudio recomienda a las familias que profundicen en lo que significa la implicación parental, que mejoren la comunicación con los docentes y se involucren más en la vida escolar de sus hijos”, destaca el estudio.

La publicación está organizada en tres partes diferenciadas; la primera de ellas, de carácter introductorio, se centra en distintos aspectos teóricos de la participación familiar que cubren tanto la dimensión conceptual como la aproximación normativa.

La segunda parte alberga los análisis empíricos apoyados en investigaciones que han sido efectuadas ‘ex profeso’ para este estudio, y la última de las partes resume lo esencial de las dos anteriores, formula sus conclusiones mayores y efectúa recomendaciones dirigidas a los actores principales de la participación de las familias en el ámbito escolar: las administraciones educativas, los centros docentes y las propias familias.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.