Cifran en 170 millones de euros las pérdidas por el incendio de Campofrío

Europa Press. El presidente de Campofrío, Pedro Ballvé, se ha comprometido ante la consejera de Agricultura y Ganadería, Silvia Clemente, a reinvertir y a reconstruir en Burgos la que será “la fábrica más moderna del mundo desde el punto de vista tecnológico”, unas nuevas instalaciones que sustituirán a las devastadas en el incendio del pasado 16 de noviembre y que se prevé que estén listas en 2016, si bien la consejera ha aclarado que no ha recibido detalles del mes concreto.

Clemente ha llegado a cifrar las pérdidas en 170 millones de euros y ha ofrecido a este respecto un “apoyo administrativo excepcional y extraordinario” por parte de la Junta de Castilla y León ante el “carácter extraordinario” de los hechos.

Para ello, la Junta creará una Comisión de Trabajo formada por las consejerías de Agricultura y Ganadería, Economía y Empleo, Sanidad y Fomento y Medio Ambiente con el principal objetivo de dar “máxima agilidad” a todas las autorizaciones necesarias para la construcción de las renovadas instalaciones que afectaron mayoritariamente a la fábrica ‘La Bureba’ ya que hay otras dependencias, ‘Jamones burgaleses’, que no se han visto afectadas por las llamas aunque están paralizadas por falta de energía, entre otros problemas.

Así lo ha explicado la consejera de Agricultura en la reunión que ha compartido con el titular de la Consejería de Economía y Empleo, Tomás Villanueva, con los representantes de los empleados de los dos centros de trabajo afectados por la paralización de la actividad.

Tomás Villanueva ha explicado que primero es necesario conocer los términos concretos en los que se presentará el ERE suspensivo para, “a partir de ahí” estudiar las condiciones pactadas entre Campofrío y los trabajadores y proponer las posibles medidas que podrían adoptar los gobiernos central y regional, para lo que será preceptivo también que se esclarezca el nuevo plan industrial y el calendario.

Según ha detallado el consejero, una vez que Campofrío presente el expediente de regulación de empleo suspensivo para los cerca de 1.000 trabajadores directos de la fábrica ‘La Bureba’ para su autorización por parte de la Junta esta tendrá un plazo de cinco días para resolver.

Por su parte, la consejera de Agricultura y Ganadería ha recordado que Campofrío puede optar a las habituales líneas de apoyo que ofrece su departamento y a otras líneas “muy ventajosas” a través del Banco Europeo de Inversiones (BEI) en las que pueda tener cabida el nuevo proyecto industrial que presente la compañía. Según sus datos, Campofrío ha solicitado ayudas en los últimos años por 17 millones de euros, de los que 4 millones han correspondido a la planta de ‘La Bureba’.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.