Unos 300 inmigrantes intentan saltar la valla de Melilla

Europa Press. Unos 300 inmigrantes de origen subsahariano han intentado este viernes, 31 de octubre, sobre las 06.40 horas, un nuevo salto a la valla de Melilla, por una zona del perímetro situada entre los pasos de Barrio Chino y Beni-Enzar.

Según ha informado una portavoz de la Delegación del Gobierno, ninguno de los inmigrantes ha logrado vulnerar las lindes fronterizas, “gracias a la eficacia del dispositivo anti-intrusión desplegado por la Guardia Civil y la cooperación de las fuerzas marroquíes, que lograron frenar prácticamente al grueso del grupo antes de que consiguiera alcanzar el vallado de la frontera sur de Europa”.

En este sentido, ha apuntado que la Guardia Civil se encontraba alertada, tras detectarse los movimientos del numeroso grupo, “motivo por el que se desplegó con antelación a las unidades de la Comandancia de la Benemérita en Melilla y módulos de la ARS destinados a nuestra ciudad”.

Asimismo, ha subrayado que a pesar del freno que las fuerzas marroquíes imponen al grueso del grupo, “30 de los inmigrantes alcanzaron la valla y allí han permanecido encaramados durante dos horas, hasta que han ido bajando y desistiendo de su actitud”. Todos han sido rechazados en frontera, por lo que ninguno ha logrado acceder a Melilla, ha confirmado la Delegación del Gobierno.

De igual modo, ha destacado que “en esta ocasión ningún inmigrante se ha enfrentado ni utilizado ningún tipo de objeto contra los agentes de la Guardia Civil”, por lo que no hay que lamentar heridos ni ha sido necesaria tampoco ningún tipo de intervención por parte del servicio de Cruz Roja.

Los inmigrantes se han desprendido de los ganchos que suelen usar para sortear la malla anti-trepa sin mayor oposición al requerimiento de los guardias, ha asegurado la portavoz gubernamental.

El de este viernes es el tercer salto de esta semana, el duodécimo en lo que llevamos de mes y el número 63 de cuantos se han registrado en el presente 2014, en el que más de 14.000 inmigrantes han protagonizado intentos de vulnerar la frontera de Melilla, consiguiéndolo unos 2.000.

El primero de la presente semana se registró el pasado miércoles día 29, protagonizado por unos 350 inmigrantes de los que 3 sí lograron vulnerar por completo el dispositivo anti-intrusión y acceder, por tanto, a territorio melillense, mientras que el segundo lo fue en la madrugada del jueves, cuando un pequeño grupo de 20 lo intentó sin éxito por una zona muy próxima al paso fronterizo de Barrio Chino.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.