Teresa Romero se somete el 21 de octubre a la prueba que determinará si está curada

El alta médica de la auxiliar de enfermería tardará en llegar ya que dependerá de cómo evolucionen los órganos afectados por el virus,

La contagiada Teresa Romero. / Foto: Europa Press.
La contagiada Teresa Romero. / Foto: Europa Press.

Redacción. El director del Centro de Alertas y Emergencias del Ministerio de Sanidad y miembro del Comité Especial creado por el Gobierno para la gestión del ébola, Fernando Simón, ha informado de que la carga viral en sangre de la auxiliar de enfermería, Teresa Romero, ha sido indetectable según la analítica realizada en las últimas horas, pero no será hasta el resultado de las pruebas del martes, 21 de octubre, cuando se pueda hablar de curación con la certeza de que los tratamientos no “enmascararán” el resultado.

“Los análisis se harán mañana por la mañana, y al principio de la tarde o noche se podrían tener los resultados”, según ha asegurado Simón en la rueda de prensa posterior a la reunión que han mantenido este 20 de octubre en el Palacio de la Moncloa, donde también han avanzado que entre en los próximos días se irá dando el alta a los 15 contactos de la paciente que permanecen ingresados para su vigilancia y que, de momento, siguen sin síntomas.

Según ha explicado este experto, para poder dar de alta a la paciente han determinado que son necesarios dos resultados negativos con un intervalo de 48 horas entre uno y otro, tiempo que habría cumplido este lunes, ya que la primera prueba negativa fue el sábado.

Sin embargo, ese día fue también el último en que recibió tratamiento, por lo que los expertos consideran que hay que esperar a que el tratamiento “se haya lavado de la sangre” ante el riesgo de que “pudieran enmascarar la presencia del virus”.

De este modo, el primer análisis con un negativo “real” sería el realizado el domingo y no será hasta mañana martes cuando pasará el tiempo establecido para realizar un segundo análisis que confirme la ausencia del virus.

“Los tratamientos que se le estaban dando para el control de la infección se le retiraron el viernes por la tarde, el primer día que no tuvo tratamientos fue el sábado (…) La primera PCR negativa que tenemos es la del domingo y, por lo tanto, la segunda PCR que consideraremos a priori, será la que se haga el martes”, ha explicado Simón.

El Comité se ha reunido para tratar el estado de Teresa Romero.
El Comité se ha reunido para tratar el estado de Teresa Romero.

El alta médica tardará. Este representante del Ministerio ha explicado también que la paciente “se encuentra bien y va evolucionando favorablemente” pero, pese a conseguir librarse del virus, el alta médica tardará en llegar ya que dependerá de cómo evolucionen los órganos afectados por el virus, si bien ha precisado que “evoluciona bien” de las secuelas del virus.

Simón no ha querido aventurar que día podría recibir el alta ni si se le cambiará de planta -“No voy a entrar en la organización del hospital”, ha dicho- pero reconoce que “en el momento en que los resultados den negativos, las medidas se relajarán”.

Una situación por la que “en principio no habría mayor problema” en que pudiera ver a su marido, también ingresado de forma preventiva en el mismo centro, por el momento sin síntomas.

Además, en el momento en que se confirme que Teresa ya no tiene el virus se iniciaría el periodo de cuarentena para los profesionales sanitarios que la han atendido en estas dos semanas en el Hospital Carlos III, a los que Simón cree que habría que hacer un “homenaje”. “Si sale adelante, es por sus esfuerzos y por los de la paciente”, según este experto.

De este modo, deberían de iniciar un seguimiento “activo” de 21 días que, de confirmarse el PCR negativo este 21 de octubre, se prolongaría hasta mediados de noviembre, en el que se deberían medir la temperatura dos veces al día.

“Si los equipos se han aplicado bien, no serían de alto riesgo”, ha reconocido este experto, que desconoce si el hospital decidirá poner en marcha alguna otra medida adicional o les darán de vacaciones.

Alta de otros pacientes. El primer grupo de pacientes, en el que por ejemplo estaría la médico de Atención Primaria que atendió a Teresa tras experimentar los primeros síntomas, recibirá el alta entre este lunes y el martes; un segundo grupo podrá volver a casa a finales de semana, y el último grupo recibiría el alta el próximo lunes 27, entre los que estarían los profesionales que la atendieron durante su ingreso en el Hospital de Alcorcón.

Junto a ellos hay otras 68 personas en seguimiento domiciliario ya que son contactos de bajo riesgo, y cuatro personas que ingresaron la semana pasada por haber estado en zonas de riesgo, que de momento han dado negativo en todas las pruebas realizadas.

A ellos se ha sumado una quinta persona en Barcelona, un viajero que estuvo en Sierra Leona y Guinea Conakry y presentó cuadro febril al llegar a España. Los resultados de los primeros análisis se conocerán por la tarde noche de este lunes pero, como ha reconocido Simón, “las mayores probabilidades es que sea un cuadro de malaria”.

Donación de suero. Además, Simón ha avanzado que ante la inminente curación de Teresa se le va a proponer la posibilidad de donar plasma sanguíneo para poder utilizar los anticuerpos generados en futuros pacientes con ébola, como también se hizo con la hermana Paciencia Melgar, que ha sobrevivido al virus en Liberia.

“Es una decisión que debe tomar ella”, ha reconocido este experto, que ha recordado que se trata de una alternativa que se viene utilizando desde la primera epidemia de ébola en 1976 ya que “puede ayudar a la curación”.

Sin embargo, todavía no tienen evidencias de en qué momento es “más adecuado” extraer este suero para que los anticuerpos “sean realmente útiles y eficaces”, para lo que hay un estudio en marcha, cuyos resultados supondrán “un avance importante de cara a un posible tratamiento”.

 El marido de Teresa Romero: “Estoy muy contento, se puede decir que ha superado la enfermedad”

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.