Teresa Romero sigue estable y su inmunidad está siendo capaz de controlar la infección

Los pulmontes de la paciente mejoran y las 15 personas que se encuentran en cuarentena en el Hospital Carlos III se mantienen asintomáticas y en observación.

Reunión del comité. / Foto: Sanidad
Reunión del comité especial para la gestión del ébola. / Foto: Sanidad

Europa Press. El director del Centro de Alertas y Emergencias del Ministerio de Sanidad y miembro del Comité Especial creado por el Gobierno para la gestión del ébola, Fernando Simón, ha informado de que la carga viral en sangre de la auxiliar de enfermería, Teresa Romero, “se ha reducido”, lo que implica que, “a priori, la inmunidad de la paciente está siendo capaz de controlar la infección”.

Asimismo, la afección de los órganos afectados -inicialmente los pulmones- durante la infección “van mejorando”, pero ha pedido prudencia, “no hay que lanzar las campanas al vuelo y tener cierta moderación a la hora de dar los pronósticos”, ha añadido.

En estos momentos “la carga viral es muy baja pero no es todavía negativa”, que es lo que se espera cuando esté libre del virus. “El procedimiento de alta establecido a nivel internacional en principio por ébola es cuando se tiene dos PCR negativas con una separación de al menos 48 horas”. Asimismo, Simón ha comentado que las 15 personas que se encuentran ahora mismo en cuarentena se mantienen asintomáticas y en observación.

Este 16 de octubre se cumple la cuarentena de las personas que estuvieron en contacto con el misionero García Viejo, por tanto “si mañana por la mañana no hay ninguno que haya presentado síntomas dejan de estar en riesgo”, aunque como muchos de ellos, al estar tratando a Teresa, seguirá en observación.

Por otro lado, ha pedido a los medios que eviten sacar fotografías de Teresa para preservar su intimidad, y ha afirmado que para la paciente es importante desde el punto de vista médico recibir luz solar. “Es importante para la calidad de vida de la paciente y porque la luz ultravioleta mejora el estado de ánimo”, ha señalado.

Formación. Por otro lado, durante la reunión el comité ha debatido los programas de los cursos de formación para profesionales, principalmente del ámbito de sanitario, que puedan estar en contacto con el virus del ébola; así se han establecido tres cursos objetivo.

El primero está dirigido a “reciclar el conocimiento” de aquellos que ya han recibido formación en el Hospital Carlos III-La Paz; por otro lado, se pretende formar al nuevo personal incorporado en el hospital por si “en algún momento tuvieran que participar en el tratamiento de casos sospechosos o confirmados de ébola, así como ante una hipotética incremento de casos tener personal preparado”.

Finalmente, una tercera pata está dirigida a la formación de formadores, “de modo que todas las CCAA y servicios médicos, en cierta medida, puedan estandarizar los aspectos básicos de los pacientes, el manejo de los mismos y de los equipos de protección”.

Asimismo, ha explicado que manejan trabajar con “planes de contingencia a largo plazo en caso de la epidemia se mantuviera en largo periodo de tiempo y la magnitud la misma creciera de forma inesperada”; además ha señalado que pretende revisar la comodidad de los trajes, pretenden identificar un subgrupo para con mejor capacidad en la puesta y retirada de los trajes, “para mejorar la capacidad de movimiento”.

 La carga viral de Teresa Romero “ha bajado de forma sensible” y muestra signos de superar la infección

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.