La Agencia Tributaria desmantela en Vitoria una fábrica ilegal de cigarrillos

La operación se ha saldado con la detención de 18 personas que eran capaces de fabricar en las instalaciones clandestinas 1,5 millones de cajetillas de tabaco a la semana.

Maquinaria en la que se fabricaban las cajetillas. / Foto: Agencia Tributaria
Maquinaria en la que se fabricaban las cajetillas. / Foto: Agencia Tributaria

Redacción. Un total de 18 personas de Letonia, Lituania y del Estado español han sido detenidas en la operación ‘Unicornio’, durante la cual la Agencia Tributaria ha desmantelado en un polígono industrial de Vitoria una fábrica ilegal de cigarrillos con capacidad para producir 1,5 millones de cajetillas de tabaco a la semana y se ha evitado un fraude fiscal de aproximadamente 4,5 millones de euros semanales. Los registros se han desarrollado en diversas localidades alavesas, de Guipúzcoa, Navarra y Sevilla.

En un comunicado, la Delegación del Gobierno en el País Vasco ha informado de que funcionarios de Vigilancia Aduanera realizaron el pasado 16 de septiembre registros en varios municipios de Álava, Guipúzcoa, Navarra y Sevilla que llevaron a la detención de 18 miembros de la organización criminal, incluyendo a sus máximos responsables.

Además, se incautaron de la maquinaria utilizada para la producción y empaquetado, más de 240.000 cajetillas de tabaco de diferentes marcas listas para su venta en el mercado de contrabando y más de 35 toneladas de tabaco en rama cortado y dispuesto para la fabricación clandestina.

La organización, compuesta por ciudadanos originarios de Letonia, Lituania y España, producía el tabaco ilegal con una tecnología sensiblemente más avanzada que la utilizada por los grupos contrabandistas en el precedente del pasado año, cuando, en el marco de la operación ‘Jaula’, los funcionarios de Vigilancia Aduanera desmantelaron en Coslada (Madrid) y Guadalajara la primera fábrica ilegal de cigarrillos que se ha detectado en España.

En esta ocasión, la capacidad de producción potencial de la fábrica de Vitoria sería al menos cuatro veces mayor que la detectada el año pasado en Guadalajara, rondando el millón y medio de cajetillas de tabaco falso por semana.

Producción organizada. Para desarrollar su actividad delictiva, la organización disponía de una nave industrial cercana a la ciudad de Vitoria en la que se encontraba la fábrica de cigarrillos y otras cuatro naves satélites, cada una de ellas con una misión determinada.

Una nave situada en Guipúzcoa, en las inmediaciones de la frontera con Francia, se utilizaba para el almacenaje del material procedente de Letonia necesario para el embalaje de los cigarrillos.

En una segunda nave cercana al municipio de Legutiano (Álava) se almacenaba otro tipo de materiales y en Lesaka (Navarra) se conservaba, además de mercancía diversa, el propio tabaco en bruto listo para la elaboración de los cigarrillos. Finalmente, una cuarta nave cercana a Sevilla se dedicaba al almacenamiento de tabaco producido en Vitoria.

Las investigaciones realizadas han permitido comprobar que la fábrica de Vitoria se encontraba en un proceso continuo de producción, dado el constante flujo de mercancías que se producía entre la instalación principal y las satélites.

En el registro de la fábrica de Vitoria se pudo constatar, igualmente, que la nave contaba con dependencias destinadas a la alimentación y pernoctación de los operarios, que contaban con todo lo necesario para no tener que abandonar las instalaciones durante largos períodos de tiempo.

En el momento de la intervención de Vigilancia Aduanera, la fábrica funcionaba a pleno rendimiento y en ella se encontraban trabajando 11 operarios de nacionalidad letona y lituana.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.