La Guardia Civil evita el expolio de un yacimiento arqueológico en La Rioja

Los agentes han detenido a cuatro personas que componen un grupo itinerante y organizado dedicado a este tipo de actuaciones delictivas por toda España.

Material recuperado por los agentes.
Material recuperado por los agentes.

Europa Press. La Guardia Civil ha sorprendido a cuatro personas “expoliando” un yacimiento arqueológico de Ausejo (La Rioja). Al detectar la presencia de los agentes los presuntos delincuentes intentaron darse a la fuga, tal y como ha informado este cuerpo.

Los hechos se iniciaron en la tarde del 16 de agosto, cuando agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza, pertenecientes al Puesto de Autol y que se encontraban en la zona arqueológica de Ausejo (La Rioja), “sorprendieron a cuatro individuos realizando búsqueda de objetos, con detectores de metales y picos, en una zona arqueológica que se encuentra inventariada por el Gobierno de La Rioja”.

“Estas personas, al percatarse de la presencia de los agentes, emprendieron la huída”, relata la Guardia Civil, quien añade que, a través de un “dispositivo de búsqueda” se localizó a los presuntos delincuentes, el vehículo que utilizan para sus desplazamientos y los cuatro detectores de metales, “que se hallaron ocultos entre la maleza de la zona”.

Tras ser identificados se procedió a inspeccionar sus pertenencias y el interior del turismo y se intervinieron varias piezas que, presuntamente, “habían desenterrado y expoliado en diversos puntos de interés arqueológico del país”.

También durante el registro se hallaron tiendas de campaña, sacos de dormir, linternas, baterías, cargadores y diversos utensilios de supervivencia, así como los planos y mapas que utilizan para localizar los yacimientos arqueológicos.

Estas cuatro personas, advierte la Guardia Civil, conforman un grupo itinerante y organizado, especializado en expoliar yacimientos arqueológicos por toda España.

Ley de Patrimonio Cultural. Todos ellos son varones de 36, 39, 41 y 48 años, de nacionalidad española y residentes en Sevilla, con antecedentes por la misma causa, a las que se les ha tramitado las correspondientes actas de infracción grave (de 6.001 a 30.000 euros) de la Ley de Patrimonio Cultural, Histórico y Artístico de La Rioja.

Los delitos que les imputa son retención ilícita o depósito indebido de bienes muebles objeto de protección en esta Ley (Objetos de Valor Arqueológico-Histórico); así como la realización de cualquier intervención en Bienes de Interés Cultural y Bienes Culturales de Interés Regional sin la previa autorización, o incumpliendo las condiciones de su otorgamiento.

La Guardia Civil, en este sentido, ha puesto en conocimiento de los ciudadanos se informa del Artículo 60, punto 2, de la Ley 7/2004 de Patrimonio Cultural, Histórico y Artístico de La Rioja.

En él, “se prohíbe el uso de detectores de metales y aparatos de tecnología similar fuera de las actuaciones expresamente autorizadas por la Administración y dentro de los términos en que se permitió su utilización”.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.