Efectivos de Cruz Roja en Águilas rescatan a 15 bañistas por el temporal de lebeche

Todos los pacientes fueron evaluados y estabilizados 'in situ' sin necesitar asistencia sanitaria posterior, salvo una joven de 18 años cuyo estado aconsejaba su traslado al Servicio de Urgencias del Centro de Salud Águilas Norte para la realización de pruebas médicas complementarias.

Rescatadores Acuáticos de Cruz Roja Española.
Rescatadores Acuáticos de Cruz Roja Española.

Redacción. Rescatadores Acuáticos de Cruz Roja Española en Águilas han llevado a cabo el rescate de 15 bañistas durante la jornada del viernes 1 de agosto debido al temporal de lebeche que ha afectado al litoral del Mediterráneo.

Según avanzaba la jornada del Plan de Cobertura de Playas (COPLA), que hasta el próximo 17 de agosto se prolonga una hora cerrando a las 20.00 horas, el estado del mar y las fuertes corrientes de resaca aconsejaron cambiar el color de las banderas a amarillo y posteriormente a rojo en algunos casos.

El suceso que provocó el despliegue del mayor número de efectivos se produjo fuera del horario de cobertura del COPLA, a las 20.10 horas de la noche del viernes, cuando una llamada de Protección Civil de Pulpí alertaba de varios bañistas que se encontraban en serias dificultades para regresar a la orilla de la Playa de las Palmeras, en el límite de las provincias de Almería y Murcia.

Dos ambulancias de Soporte Vital básico, dos Todo Terrenos del Grupo de Intervención Rápida y dos Embarcaciones de Rescate de Cruz Roja Española en Águilas, dos unidades de Soporte Vital Avanzado del Servicio Andaluz de Salud junto a varias Patrullas de la Guardia Civil y la Policía Local del municipio almeriense se personaron en el lugar para asegurar la zona y colaborar en el auxilio de los afectados.

Junto a ellos, varios Socorristas Acuáticos de Cruz Roja de Águilas que se dirigían a sus domicilios tras finalizar su jornada y que en sus coches particulares se presentaron asimismo en el lugar al tener constancia del suceso para colaborar en el rescate.

Al parecer, dos miembros de una misma familia, F.A.M. de 38 años y su hija E.A.H. de 11 se vieron arrastrados por la corriente que les alejó más de 150 metros de la costa poniendo en grave peligro su vida.

Una patrulla de la Guardia Civil de Pulpí que se encontraba en la zona contempló este hecho y se lanzó al rescate de los afectados viéndose asimismo derivados mar adentro por la corriente. La rápida intervención de todos los participantes permitió que los afectados fueran dados de alta ‘in situ’, salvo S.H.L de 34 años, uno de los dos miembros de la Guardia Civil que se lanzaron al mar y que fue derivado al hospital en una unidad de SVA aunque su estado no corre peligro.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.