La Policía detiene a 14 personas en Tenerife y Madrid por falsificar documentos para entrar en Estados Unidos

Utilizaban una agencia de viajes como medio de captación de clientes, a los que cobraban entre 1.000 y 1.500 euros por los papeles falsos.

Documentación falsa incautada por la Policía.
Documentación falsa incautada por la Policía en otra operación similar.

Redacción. La Policía Nacional ha desarticulado una organización criminal dedicada a la falsificación de pasaportes y tarjetas de residencia para entrar en Estados Unidos. La operación se ha saldado con la detención de 14 personas en Tenerife y Madrid, 11 de ellas de nacionalidad cubana y tres de nacionalidad española, según ha informado el Ministerio del Interior en un comunicado.

El grupo organizado, formado por ciudadanos cubanos, cobraban entre 1.000 y 1.500 euros por cada documento falsificado y utilizaban una agencia de viajes como medio de captación de clientes, especialmente entre la comunidad cubana afincada en Tenerife.

Los agentes de la Policía han intervenido doce tarjetas de residencia falsificadas, gran cantidad de tarjetas de PVC vírgenes, numeroso material informático, 13.000 euros y 3.250 dólares en efectivo.

Las investigaciones se iniciaron cuando los agentes tuvieron conocimiento de la existencia de una organización con base en Tenerife y que actuaba en todo el territorio nacional.

Esta organización estaba compuesta por diversos ciudadanos de origen cubano con funciones perfectamente repartidas. Una vez avanzadas las pesquisas, los agentes pudieron determinar la existencia de al menos un falsificador en Tenerife y varios captadores y mediadores. La organización también tenía ramificaciones en Madrid, donde se ha detenido a otra persona.

La trama consistía en falsificar la documentación necesaria para evitar los costosos trámites de la obtención del visado para viajar a México, puesto que este país exime de la necesidad del mismo si se ha obtenido una residencia de larga duración en un país Europeo. En la mayoría de los casos, una vez en el país centroamericano, los clientes aprovechaban los contactos de la organización en el norte de dicho país para intentar cruzar ilegalmente la frontera con los Estados Unidos, para una vez allí, acogerse a la llamada ‘Ley de Ajuste Cubano’, la cual permite a los ciudadanos cubanos que hayan residido en Estados Unidos durante un año, solicitar la residencia permanente.

La operación ha sido realizada por la UCRIF Central, adscrita a la Comisaría General de Extranjería y Fronteras, y la UCRIF de Santa Cruz de Tenerife.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.