Un anciano de Benamaruel muere accidentalmente por disparos de escopeta

El hombre tenía afectados algunos órganos vitales tras recibir un disparo en el pecho cuando estaba cazando, lesiones que no ha podido superar y que finalmente le han llevado a la muerte.

Redacción. El hombre de 78 años de edad, vecino de Baza (Granada), que resultó herido accidentalmente hace nueve días por los disparos de una escopeta de plomos en un coto de caza situado en Benamaurel ha fallecido en la madrugada de este martes, tras permanecer ingresado durante más de una semana en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del hospital de Baza, según han informado a Europa Press fuentes sanitarias.

El hombre tenía afectados algunos órganos vitales tras recibir un disparo en el pecho cuando estaba cazando, lesiones que no ha podido superar y que finalmente le han llevado a la muerte.

El autor de los disparos, que fue el que dio aviso a los servicios sanitarios y pidió ayuda, fue arrestado por lo ocurrido, si bien el Juzgado de Instrucción 2 de Baza decretó para él libertad con cargos por un posible delito de lesiones imprudentes. El hombre demostró que tenía licencia de armas, era socio del coto de caza y también disponía de seguro.

El incidente se produjo cuando los dos hombres se encontraban cazando en el coto, y uno de ellos vio algo moverse entre las matas y, creyendo que era un animal, efectuó un disparo, que impactó en el pecho del cazador herido.

Eran las 6,24 horas del domingo 13 cuando los servicios sanitarios daban aviso al Servicio de Emergencias del 112 en Andalucía de que un varón había resultado herido por un disparo con una escopeta de plomos en un coto situado en la carretera entre Baza y Benamaurel.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.