Jorge Zanoletty, un alicantino que recorre todos los municipios de España para entrar en el Guinness de los Records

Este hombre ha renunciado a su trabajo para embarcarse en esta aventura de pasar por las 8.116 localidades del país subido en su moto y en un máximo de seis meses.

Jorge Zanollety dejó su trabajo por cumplir un sueño.
Jorge Zanollety dejó su trabajo por cumplir un sueño.

Ana Rodríguez. Hay quien tiene la valentía suficiente de abandonarlo todo por cumplir sus sueños. Jorge Zanoletty es una de esas personas, un aventurero que acaba de emprender un gran desafío personal: recorrer en moto todos los municipios de España y batir así un récord Guinness.

Este alicantino de 38 años asentado en Madrid desde 1998 se dedicaba, hasta hace solo unas semanas y por tradición familiar, al negocio inmobiliario, centrándose en la inmobiliaria de empresa o corporativa, prestando incluso servicios en América Latina. Pero el pasado verano empezaron a rondarle por la cabeza una serie de preguntas que acabarían desencadenando que Zanoletty tomara una difícil decisión.

Su meta es recorrer los más de 8.000 municipios de España en moto.
Su meta es recorrer los más de 8.000 municipios de España en moto.

“Desde pequeño siempre me había apetecido hacer algo relacionado con los viajes, la moto…”, comenta el alicantino, y esos deseos infantiles retornaron hace unos meses en forma de duda: “me pregunté qué distancia había que recorrer para visitar todos los municipios de España y si alguien lo había hecho en moto alguna vez. Empecé a investigar y no encontré nada. Entonces me puse en contacto con Guinness de los Record”.

Los responsables de esta entidad le ratificaron lo que ya sabía, es decir, que no había récord de visitas por los pueblos de España, de hecho ni siquiera existe una categoría que corresponda al máximo número de localidades visitadas en un tiempo determinando, aunque sí está establecida la de mayor distancia recorrida en moto de manera continuada -sin límite de tiempo y pudiendo parar siempre que se desee, aunque no más de 14 días seguidos-, 35.000 kilómetros que recorrió una pareja tras pasar por todas las provincias de China en moto.

Como era más fácil batir una categoría existente que crear una nueva, Jorge pensó en amoldarse a esta última y elaboró un proyecto que presentó a principios de 2014. “Los de la organización se comprometen a contestarte en no menos de tres meses, pero yo a los tres días recibí ya respuesta con las reglas y demás información”, comenta divertido el motorista.

Son muchas las personas que le han ofrecido comida y cama a través de las redes sociales.
Son muchas las personas que le han ofrecido comida y cama a través de las redes sociales.

Pensó “ahora o nunca”. Estaba tan decidido que en abril notificó su dimisión a la multinacional inmobiliaria en la que trabajaba y, un mes después, dejó su piso de Madrid, teniendo que empaquetar todas sus pertenencias y enviarlas a casa de sus padres, en Alicante.

El 4 de junio comenzó su aventura, a la que ha bautizado como ‘Ruta 8.000’, ya que durante la misma visitará los 8.116 municipios que componen la geografía española y que supondrá hacer alrededor de 100.000 kilómetros. Para elaborar el recorrido, Jorge ha utilizado un software de empresas de transporte de mercancías con el que ha calculado la distancia mínima para pasar por todas las localidades en el menor tiempo posible. “No tengo fecha tope”, indica, aunque “tampoco quiero relajarme demasiado. Tirando por lo alto he calculado unos ocho meses, pero mi intención es recordar este tiempo a seis”.

Tras partir de Madrid a primeros de junio y recorrer todo su término municipal, Jorge pasó en su sexto día de viaje a la provincia de Guadalajara, donde tuvo la mala fortuna de cruzarse con un corzo en la carretera y acabar en el asfalto. Aunque afortunadamente se encuentra bien, ha tenido que parar para recuperarse de pequeñas heridas y espera poder reanudar la marcha antes de que se cumplan 14 días; si no, “si los del Guinness no consideran este descanso obligado, lo peor que podría pasar es que tuviera que restar los 3.000 kilómetros que ya he hecho al total”, explica, y aún así batiría el récord.

Jorge pretende hacer 100.000 kilómetros en seis meses.
Jorge pretende hacer 100.000 kilómetros en seis meses.

Cuando pueda volver a subirse a la moto, pasará de Guadalajara a Soria, Logroño, Lugo, Palencia y un largo etcétera, hasta retornar nuevamente a la capital española. La ruta está pensada para visitar el norte de España en verano y el sur en invierno, logrando de esta manera que la meteorología juegue a favor del alicantino.

Jorge viaja ligero de equipaje. En la moto lleva dos maletas y una gran bolsa, lo necesario para montar su tienda de camping, cargadores para aparatos electrónicos, cámara, la documentación de la moto y algo de ropa. Como acarrea con casi todo lo que puede necesitar, el presupuesto diario que se ha impuesto es de 60 euros, que divide a partes iguales entre gasolina, comida y alojamiento. El aventurero señala que habitualmente duerme en “campings y hostales, aunque tengo un patrocinador del sector de la hostelería, Rusticae, que me deja dormir gratis en sus hoteles”.

Ha bautizado a su proyecto con el nombre de 'Ruta 8.000'.
Ha bautizado a su proyecto con el nombre de ‘Ruta 8.000’.

Además de esta cadena, el motorista también cuenta con otros sponsors, como BMW, que le ha aportado la equipación y le ayuda con el mantenimiento y los repuestos de la moto; la empresa Eurolloyd, que le ha asegurado su vehículo de manera gratuita; la marca de navegador TomTom, cuyo regalo le está resultando muy útil para planificar la ruta de cada día y, finalmente, la Sociedad Geográfica Española, con la que colaborará también impartiendo charlas sobre su experiencia una vez toque a su fin.

Al reto personal de conocer todos los municipios españoles se suma también un reto solidario. Jorge empezó con esta iniciativa una campaña para Ayuda en Acción, entidad que defiende los intereses de tres millones de niños que viven por debajo del umbral de la pobreza. Con el objetivo de recaudar dinero para esta causa, el alicantino ha abierto en la web dedicada a su aventura un apartado desde el cual, quienes lo deseen, pueden hacen una donación directa a esta ONG. Su meta a este respecto es recaudar un euro por cada municipio, es decir, 8.116 euros, antes de volver a pisar Madrid.

El motorista recorrerá el norte de España en verano y el sur en invierno.
El motorista recorrerá el norte de España en verano y el sur en invierno.

Pero la solidaridad de los españoles no sólo la está apreciando el alicantino en las aportaciones económicas, sino en cada localidad y en las redes sociales. A través de Internet, la gente que tiene conocimiento de su hazaña se ofrece a darle alojamiento y comida si para en su municipio. En este sentido, Zanoletty confiesa que, a su parecer, “son muchas las personas que se han sentido cómplices o identificadas con este proyecto, que sienten envidia sana de lo que estoy haciendo y su apoyo está resultando una sorpresa muy agradable”.

Respecto a qué hará cuando acabe todo, Jorge afirma que aún no la sabe: “tal vez vuelva al negocio inmobiliario o quizás me busque la vida en el mundo de la moto. Todo el tiempo que paso en la carretera es tiempo de reflexión e introspección. Ya veremos”, asegura.

Con la mirada puesta en el horizonte y en los miles de kilómetros que aún le quedan por recorrer, Zanoletty continúa firme en su propósito mientras hace suya la frase de Mark Twain que reza “Dentro de 20 años estarás más decepcionado por las cosas que no hiciste que por las que hiciste. Así que suelta amarras, navega lejos de puertos seguros, coge los vientos alisios. Explora. Sueña”.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.