España y otros 13 países firman un acuerdo para la compra conjunta de vacunas

De este modo se hace más sencillo enfrentarse a pandemias transfronterizas y se garantiza que existan vacunas en cantidad suficiente para los Estados miembros y a un precio adecuado.

Vacuna de la gripe estacional
Vacuna de la gripe estacional / http://www.lamoncloa.gob.es

Redacción. España y otros 13 países de la Unión Europea han firmado este viernes, 20 de junio, un acuerdo para la adquisición conjunta de vacunas en el futuro, para hacer frente a pandemias transfronterizas como la gripe aviar H1N1 y garantizar, así, que existen en cantidad suficiente para los Estados miembros y a un precio adecuado y que no se repitan las dificultades que experimentaron algunos países en 2009 con las vacunas contra la gripe aviar.

España, Bélgica, Croacia, República Checa, Chipre, Estonia, Grecia, Letonia, Luxemburgo, Países Bajos, Portugal, Eslovaquia, Eslovenia y Reino Unido han firmado el acuerdo, que comenzó a fraguarse hace tres años y medio, en el marco del Consejo de Ministros de Salud celebrado en Luxemburgo, según han confirmado fuentes comunitarias.

El acuerdo, que es voluntario, entrará en vigor en dos semanas, dado que sólo hace falta la firma de diez países y de la Comisión Europea para ello, aunque un total de 27 Estados miembros ha declarado su intención de firmarlo, una vez finalicen sus “trámites parlamentarios”.

“La adquisición conjunta de vacunas pandémicas y otras medidas de respuesta médica es un logro clave de nuestro trabajo para proteger a los ciudadanos de varias amenazas transfronterizas serias para la salud”, ha defendido el comisario de Salud, Tonio Borg, que ha instado a “todos” los Gobiernos europeos a firmar el contrato “lo antes posible” para “proceder a la primera adquisición conjunta de vacunas pandémicas”.

El comisario ha puesto en valor que a través de la adquisición conjunta “todos los Estados miembros, grandes y pequeños, pueden prepararse mejor para futuras amenazas sanitarias“. “Podrán ser capaces de garantizar a sus ciudadanos las medicinas necesarias y obtenerles en mejores condiciones que en el pasado”, ha explicado.

Firmar el contrato no implicará que los Estados miembros tengan que aportar ningún compromiso financiero de forma inmediata, algo que sólo será necesario una vez que se lancen los procedimientos de adquisición en base al acuerdo.

El contrato no sólo cubrirá la adquisición conjunta de vacunas sino también podría ampliarse para cubrir la compra de otros medicamentos para enfermedades infecciosas como el ántrax, la hepatitis B o la polio o el botulismo. Además, incluye también, según fuentes de la Comisión Europea, productos sanitarios.

Cualquier país de la UE podrá presentar al resto una propuesta de compra. La primera reunión del Comité de Dirección del Acuerdo de Adquisición Conjunta se convocará una vez que un tercio de países haya ratificado el acuerdo y en ella los Estados miembros decidirán qué adquirirán de forma conjunta. Un Comité de Dirección del Procedimiento de Adquisición Específica se encargará por su parte de las cuestiones relacionadas con los procedimientos de contratación concretos.

El acuerdo va a beneficiar también a las propias compañías que van a conocer cuál va a ser su volumen de demanda antes de empezar la producción. “Va a beneficiar a las compañías, porque ya van a saber el nivel de demanda que van a tener, y a los países porque va a permitir un acceso a todos los productos sanitarios y fármacos en condiciones de igualdad”, han zanjado.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.